Nuestro Sueño

(Idioma original de esta página: Inglés)

Nuestro sueño es que los seres humanos puedan construir una sociedad global de ayuda y protección mutua y disfrutar de su tiempo de vida como el espacio idóneo para desarrollarse en todo su potencial.

Soñamos con un mundo donde el hambre, la guerra, y el abuso se convertirán en un extraño recuerdo de un pasado remoto.

Soñamos con un mundo en el que el arte, la ciencia y la espiritualidad sin dogmas ayudarán a aumentar la felicidad y el crecimiento de todos los seres humanos.

En esta sección, encontrars algunas ideas básicas sobre mi visión de como podrían ser los seres humanos evolucionados, tanto individualmente y como a nivel global.

A nivel global, presentaré aquí algunos rasgos básicos que debemos promover en la sociedad en la que vivimos, con el fin de arribar a una verdadera civilización. Posteriormente, voy a incluir algunas notas acerca de cómo podemos ocuparnos de nuestra evolución personal durante nuestro tiempo de vida.

Lo que voy a decir aquí, puede parecer radical para algunos, pero al final será el resultado de aplicar simplemente el sentido común que todos tenemos, pero que lamentablemente, es ignorado descaradamente por nuestros “líderes”, económicos y políticos, la mayoría de los cuales en lugar de representarnos a todos, representan sólo sus propios interéses inconfesables.

Cuando los líderes sociales siguen repitiendo los mismos sin-sentidosque aprendieron desde el momento en que eran jóvenes, el resto de la gente tiende a repetir y representar las mismas cosas, porque nadie quiere ser visto como extraño. Pero, hemos llegado al punto en el que algunos de nosotros tenemos que empezar a decir la verdad realmente, aunque suene extraña.

Desde mi punto de vista, no es nos ayuda el tomar un enfoque sensacionalista, tratar de crear miedo, perderse en teorías de la conspiración o promover la impresión de que no se puede hacer nada para lograr un cambio real y positivo.

Tengo la intención de mantenerme apegado a los hechos, y permanecer realista y positivo, porque estoy convencido de que hay mucho que podemos hacer para mejorar nuestro mundo, desde el nivel de nuestro hogar, hasta el nivel de comunidad, país y planetario, y apoyar con esto a la evolución de la humanidad, .

Comencemos..

Instintos Depredadores vs Valores

Durante toda la historia de la humanidad ha habido una lucha por avanzar del dominio del instinto primitivo y la "ley de la fuerza" hacia un estado de convivencia pacífico basado en valores comunes.

En el mundo animal, no resulta extraño que el instinto de supervivencia guíe a los individuos a buscar su propio beneficio y el de su descendencia. Sin embargo, ningún animal tiene la capacidad intelectual o la tecnología para causar daño a los demás que pueda compararse con la capacidad destructiva de los seres humanos. Por eso, mientras que en los animales e incluso en en reino vegetal, el instinto y el impulso natural, en última instancia conducen a ecosistemas en equilibrio y sustentables. Pero a nivel humano, el comportamiento basado en el instinto desenfrenado, eventualmente conduce a la destrucción de los ecosistemas, la extinción de especies animales y vegetales y en última instancia a la extinción de la propia especie humana.

En este contexto, el surgimiento histórico de los valores que conducen al respeto, la cooperación y el apoyo mutuo y para toda la vida en torno nuestro, es también un impulso evolutivo que es necesario no sólo para la supervivencia de la especie humana, sino también para continuar su camino evolutivo.

Más allá del instinto básico de conservación, la urgencia de reproducirse y la protección de nuestra descendencia, los seres humanos pueden desarrollar la capacidad de amar, que es por supuesto una señal muy significativa de la evolución más allá de instinto. Somos capaces de amar no sólo a nosotros mismos, y a nuestra familia, sino también a nuestros amigos, vecinos, compatriotas, a la especie humana, los animales, plantas, a nuestros propios sueños y mucho más. Los humanos evolucionaron aman más, mientras que los humanos primitivos aman muy poco y permanecen mayoritariamente anclados al nivel de los instintos más básicos. Es por ello que hay dos tipos de seres humanos: los que son guiados por instintos ​​y los que son guiados por valores.

Pero ambos coexisten en el mismo tiempo y en el mismo planeta (algunas veces incluso en la misma casa) y sí, muy a menudo, esto conduce a problemas graves.

El comportamiento depredador es natural entre los animales. Sin embargo, en el mundo humano, el comportamiento depredador descontrolado, junto con la capacidad mayor del cerebro humano, da como resultado no simplemente otro animal depredador, sino verdaderos monstruos que son un peligro para todo lo que les rodea, y tambíen para ellos mismos. Es por eso que hay tantos ejemplos de “monstruos” humanos a lo largo de la historia. Y si tienen poder político, pueden ser dictadores o líderes de países que participan en actos de genocidio y otras fantasías de poder enloquecidas. Si tienen un enorme poder financiero, su influencia es devastadora para una parte mucho mayor del planeta y de la población mundial. En una escala menor, todavía pueden causar mucho daño dentro de su propia familia y en su comunidad.

Es importante darse cuenta de que el resultado de esta lucha entre el instinto predatorio y los valores no es algo que tendrá lugar y se resolverá por sí mismo en un futuro lejano. La batalla entre el instinto y los valores más altos se está librando en el presente, en cada comunidade y dentro de cada persona en el mundo y las consecuencias cualquiera que sea el resultado de esta batalla en cada caso, están afectando a todos el mundo entero. Esto no es una conversación acerca de un drama humano en un posible futuro lejano, sino de una realidad cotidiana actual en la vida de todos, aquí y ahora.

Cabe señalar que, si bien el comportamiento "animal" típicamente se asocia con criminales y otros personajes negativos, muy a menudo, la persona promedio no ha superado el comportamiento basado en el instinto, y sólo por el hecho de que conduce un automovil, va a la escuela o usa un teléfono celular no significa que sea una personaverdaderamente civilizada. La verdad es, el comportamiento bárbaro es en muchos casos parte de la "vida normal". El instinto es también la principal fuerza motriz en muchos aspectos de la vida moderna, como por ejemplo las ventas, la fama, la moda y la avaricia.

Asimismo, debemos recordar que en muchos casos, los animales muestran una actitud más equilibrada y respetuosa hacia su medio ambiente, como se puede observar en el hecho de que la mayoría de los animales no matan más de lo que realmente necesitan para sobrevivir.

La Aparición del Alma Humana

El surgimiento del alma humana en la historia es tan importante para el proceso evolutivo del homo sapiens como el descubrimiento del fuego lo fue para el desarrollo de la tecnología.

Por alma debemos entender aquí a la psique, sin necesidad de darle connotaciones religiosas. Para una comprensión sencilla, permítanme representar al alma humana como “ese algo” abstracto que podemos desarrollar -o no- y que tiene el papel de convertirse en el centro desde el que operan los verdaderos homo sapiens-sapiens; mientras que los homo-sapiens primitivos operan principalmente desde el instinto depredador.

En este contexto, el alma de la persona no sería un componente dado que todos tenemos por el simple hecho de haber nacido, sino que una parte preciosa del ser que tenemos la posibilidad y la responsabilidad- de crear y desarrollar. Es así como la vida humana y la educación eran entendidas en algunas culturas antiguas de México, tales como los toltecas. Ellos creían que vinimos a esta vida para desarrollar un alma y el propósito de la educación era apoyar este objetivo. Yo creo que estaban en lo cierto.

Octavio Paz, el escritor y poeta mexicano, que recibió el Premio Nobel de Literatura en 1990, parafrasea antiguos poemas indígenas en su propio poema “Piedra del Sol”, en el que el rostro es la metáfora del alma humana:

“puerta de ser: abre tu ser, despierta,
aprender a ser también, labra tu cara,
trabaja tus facciones
ten un rostro!
para mirar mi rostro
y que te mire.
Para mirar la vida
hasta la muerte…”

Al final, la creación y el desarrollo del alma que pueda convertirse en la parte directiva escencial del yo, bien podría ser considerado como el objetivo principal de nuestra vida y desde ahí, incluso podríamos inferir que el desarrollo del alma debería ser el propósito que nos guiará hacia nuestra evolución.

Creo que es muy significativo que la lucha del alma del hombre para sobrevivir y desarrolarse hasta el punto en que el alma reine sobre el instinto (una vez que el nivel animal se haya finalmente superado), esté teniendo lugar en un viaje de siglos y milenios, pero que al mismo tiempo, la misma lucha también tiene lugar en el corazón de cada ser humano en todo el mundo. Desde esta perspectiva, mientras que no podemos saber cuál será el resultado final de esta lucha en la historia futura de la humanidad, podemos -por lo menos- estar seguros de que la lucha de los valores sobre los instintos a nivel individual se resolverá en nuestra propia vida, de una manera u otra. Y la buena noticia es: el resultado depende de nosotros.

La verdad es, la evolución natural ha traído a nuestra especie hasta un ponto en el que todos tenemos las características biológicas necesarias para ser una magnífica expresión de la conciencia enmedio del gran esquema de todos los seres vivientes. Somos potencialmente capaces de crear ciencia, arte, filosofía, belleza y tecnología. Somos capaces de cuidar y proteger a las demás especies que nos rodean y proteger la vida de tantas maneras diferentes. Incluso podríamos llegar al punto de llevar la conciencia a otros rincones del universo, y quizá este sea el propósito superior de nuestras especie. Sin embargo, nada de esto está grantizado de antemano: si hemos de permanecer como simios neuróticos, estúpidos y peligrosos, o si llegamos a ser Einsteins, Mozarts, Rembrandts, Gandhis o simplemente un ser humano civilizado decente, depende totalmente de nosotros mismos.

La madre naturaleza ha hecho un trabajo extraordinario al trernos traernos hasta aquí. Ahora, la evolución humana está en nuestras manos. Es nuestra responsabilidad hacer que suceda.

Hagamos lo que tenemos que hacer.

El Bárbaro “Civilizado” .

Uno de los temas principales de este sitio web es señalar que en este momento en la historia, la mayoría de las personas en nuestro planeta -a quienes se considera generalmente normales- viven toda su vida en un nivel muy bajo de su potencial evolutivo. ¿Recuerdan los ejemplos de barbarie que he mencionado en una sección previa de este sitio? Bueno, desafortunadamente, lo más probable es que esos ejemplos representen a la mayoría de las personas en el mundo. Sé que esta no es una idea agradable, pero piensa por un momento en los malos políticos y los malos líderes en sociedades que técnicamente pueden ser considerados democracias. Esos personajes, algunas veces estúpidos e incluso malintencionado a los que posteriormente es facil culpar de todo lo que anda mal, fueron colocados en sus posiciones de poder por una mayoría de personas "normales", quienes o bien votaron por ellos o bien no hicieron lo necesario para que una mejor opción llegara al poder. De cualquier manera, el poder que tienen esos malos líderes les ha sido dado por la misma gente que después se queja de ellos. El hecho de que esas personas normales no fueran conscientes de las consecuencias de su voto, de sus acciones u de sus omisiones, no es excusa para su evolución individual limitada, sino que mas bien la demuestra.

La idea principal que quiero comunicar aquí es que se está librando una verdadera batalla entre el lado depredador -basado en el instinto- de los seres humanos y su lado más elevado,, basado e impulsado ​​por valores.

Estamos todos involucrados en esta batalla histórica y cotidiana y todos somos responsables de hacer algo a favor de la evolución humana, tanto en nuestro propio yo individual (asegurándonos de desarrollar nuestra conciencia y nuestras acciones tanto como podamos en nuestro tiempo de vida) como a nivel global, asegurándonos de hacer algo para ocuparnos de nuestra responsabilidad colectiva, no sólo por nosotros mismos y nuestras familias, sino también para las generaciones futuras.

Para contribuir a esta importante conversación, Permítanme enumerar algunos de los rasgos y características que podríamos ver como muy probables expresiones de como será el verdadero Homo-Sapiens-Sapiens.

Sé que algunos me considerarán loco, un soñador o poco realista. Está bien. He estado viendo estos problemas toda mi vida. Esos problemas me han molestado durante toda la vida. Tengo que decirlo. Este es el tipo de mundo y el sueño que yo quiero contribuir a crear:

El Sueño de Una Civilización Verdadera:

Una sociedad realmente civilizada sabría que el desarrollo del alma es la tarea más importante para cada nuevo ser humano que viene a la vida, y debido a esto, la educación real y efectiva se considerará el derecho fundamental más importante que debe grantizarse para todos.

Los servicios de salud de calidad serán universales y gratuitos, proporcionados por toda la sociedad a través de los servicios del Estado. En este mundo, el Estado representa a todas las personas y simplemente administra los bienes y los servicios que todos están pagando con sus impuestos.

Los impuestos serán aceptados y apreciados, ya que son el medio para que todos puedan tener acceso a los bienes y servicios fundamentales a un costo mucho más bajo. Esto se sustenta en el simple hecho de que cuando los bienes o servicios se compran en grandes cantidades, tienden a ser mucho más baratos. En el mismo sentido, a diferencia de las empresas y los hombres de negocios, el objetivo de un estado verdaderamente representativo no es la ganancia privada, Sino proporcionar los mejores servicios posibles al menor costo posible para todos los ciudadanos que representa; debe ser la expresión de todas las personas, que se unen y cooperan para el beneficio de todos. En esta sociedad evolucionada, las leyes para inhibir la corrupción y las consecuencias para evitar la corrupción entre los funcionarios del gobierno sería tan fuertes, claras, eficientes y expeditas, que la corrupción sería extremadamente rara.

La importancia de los derechos humanos universales se impartirá antes y de manera más prominente que cualquier punto de vista religioso. De esta manera la sociedad evolucionada asegurará que cuando las personas lleguen al momento de elegir o desarrollar sus propias prácticas religiosas o incluso si deciden no tener ninguna, su práctica religiosa no irá en de los derechos humanos básicos para todos, como el derecho a la vida, vivienda, servicios de salud, educación, libertad de expresión, derecho a la privacidad, etc.

La sociedad civilizada, trabajará para el crecimiento de todos los seres humanos y de todas las especies del planeta y no sólo para los de su entorno cercano, porque la civilización significa, entre otras cosas- el entendimiento de que sólo cuando protegemos a todo el grupo, podemos crecer realmente. De lo contrario la necesidad de supervivencia de aquellos que quedan fuera del desarrollo los empujará a entrar en conflicto con los que trataron de desarrollarse solos. Por este motivo, en un mundo desarrollado, las fronteras nacionales perderán importancia, y mientras que las culturas nacionales seguirán teniendo algún valor, la distinción entre "nosotros" y "ellos" finalmente se desvanecerá, para convertirnos a todos en Ciudadanos de la Tierra y miembros de la misma familia humana.

En un mundo civilizado, la religión será entendida como una necesidad emocional de los seres humanos y se respetará de la misma manera en que otras necesidades emocionales deben ser respetadas; necesidades emocionales como el amor, la amistad o el arte. Al mismo tiempo, siendo una preferencia personal, la religión no se mezclará con la ciencia o las leyes civiles, que -por definición- no deberán basarse en la fe, sino en el debate riguroso, la investigación, la prueba y el consenso.

Está bien si alguien decide creer en Papá Noel, pero no debería esperar que los demás tengan que creer lo mismo y tampoco deberían pensar en meter sus creencias en la legislación o el diseño de los sistemas educativos.

Los grupos religiosos tendrán los mismos derechos y responsabilidades que cualquier otro grupo, tales como los boy scouts, clubes de alpinismo, grupos empresariales, grupos de actividades en el tiempo libre, clubes literarios, etc. Tendrán que respetar la ley, pagarán impuestos y deberán rendir cuentas ante la ley como cualquier otro miembro de la sociedad. A ninguna persona religiosa se le permitirá nunca más, imponer sus creencias a los demás o no respetar las creencias religiosas otros, o promover la peligrosa actitud de "mi religión es mejor que la tuya" o "mi Dios es el único Dios verdadero’ ".

Más que religión, el verdadero homo sapiens-sapiens cultivará formas desarrolladas de espiritualidad, basadas en la experiencia y no en la fe o ideas que tendrían que creer. Ningún dogma o creencia serán necesarios y no habrá necesidad de autoridades religiosas, porque la conexión espiritual entre el alma humana y el gran espíritu que une a todo lo que existe, serán respetados como lo que siempre han sido: un asunto privado para manejarse en la intimidad del corazón de cada quien..

La riqueza y la pobreza tendrán un tope para evitar el exceso de cualquiera de los dos. Será ilegal acumular o poseer más de lo que puedas utilizar realmente y riqueza por encima de de ese nivel se dirigirá a los objetivos colectivos de la sociedad humana en cualquier lugar del mundo. De esta forma, mientras que nosotros seguiremos trabajando para disfrutar de nuestro tiempo y nuestra vida de la manera que queremos y para adquirir los bienes que queramos, también estaremos trabajando para el bien de los demás.

El punto central aqui es, no se acumularán absurdas colecciones de casas vacías, o de autos que nunca se conducen, a cambio de no mas niños que mueren de hambre, prohibición del trabajo infantil, no mas gente que muera de enfermedades curables por no ser capaz de pagar los servicios de salud y el acceso gratuito a la educación desde el preescolar hasta la maestría o doctorado.

En un mundo civilizado, la violencia para resolver los problemas será recordada como un hecho triste del pasado y las guerras como una enfermedad vergonzosa de los tiempos bárbaros de la historia humana. Las armas serán universalmente rechazados por la mayoría de los seres humanos civilizados, que los considerarán como desagradables instrumentos la muerte. Si se requieren, las armas se reservarán únicamente para aquellas personas encargadas de prevenir la delincuencia; sin embargo, con una buena educación, servicios de salud, vivienda, alimentación y cultura al alcance de todos, las tasas de criminalidad estarán cerca de cero.

Sin la terrible carga de la pobreza, la explotación y el fanatismo religioso, el espíritu del hombre crecerá, dedicado al arte y la ciencia y se desarrollará más rápidamente.

El crecimiento demográfico se estabilizará y luego disminuirá gradualmente, hasta alcanzar un tamaño razonable y manejable que pueda utilizar el planeta sin abusar de él. Posteriormente, cuando el desarrollo tecnológico haga que otros planetas sean accesibles para la vida humana, la población human podrá aumentar nuevamente.

En este contexto, cada niño que viene a la vida tendrá oportunidades plenas para desarrollarse.

Las especies serán protegidas, los bosques serán recuperados, y se rescatarán algunas especies de la extinción mediante el uso del ADN de fósiles y otros restos orgánicos.

Puesto que el amor es una de las expresiones más claras de la evolución, Los seres humanos evolucionados amarán no sólo a sí mismos y a sus hijos, sino también a sus vecinos y a la vida de las especies que les rodean. La naturaleza serán tratada con amor y respeto, creando el intercambio de recursos más eficiente entre los seres humanos y la Madre Tierra.

En un mundo civilizado la crueldad contra los animales será tan rara e ilegal como la crueldad contra los humanos. Torturar y matar animales como forma de entretenimiento o deporte, serán consideradas como un comportamiento bárbaro que la ley, pero sobre todo la elevada cultura de la sociedad no permitirán. La cacería y el tráfico de especies en peligro de extinción, estarán prohibidas y serán perseguidas como un crimen atroz contra la toda la humanidad, tan aborrecible como la trata de personas.

Los niños serán educados para amar y respetar a todas las formas de vida y entender que aunque tomar la vida para sostener la vida, es parte del eterno ciclo de la naturaleza, hacerlo con respeto y cuidado para todas las formas de vida que soportan nuestra existencia es una cualidad que ennoblece al alma y hace nuestra vida más rica y mas feliz..

Este es el tipo de mundo y el tipo de vida que queremos… y no vamos a conformarnos con menos…

Soñadores

“Puedes decir que soy un soñador,
pero no soy el único…”
John Winston Lennon

– Sí John, estoy seguro de ello; no eres el único… (VS)

Sé que todo lo que estoy diciendo aquí puede parecer un sueño imposible, pero quiero que sepas que hay sociedades en la vida real que están muy cerca de esta visión de civilización, que existe justo ahora en algunos países especiales.

Yo personalmente he visto este tipo de una sociedad más civilizada en lugares como Dinamarca y el resto de los países escandinavos. Ellos han seguido un camino peculiar, que combina algunas de las características del capitalismo, tales como la libertad personal y el libre mercado sin extremos, con algunas características del socialismo, tales como el papel central del Estado de otorgar y garantizar el acceso a los derechos básicos a todos los ciudadanos, tales como educación, salud, empleo y vivienda.

Su gobierno también es responsable de prevenir que las grandes empresas abusen de su libertad, al hacer negocios en formas que perjudicarían a toda la sociedad. Esto crea un tipo inusual de sociedad, en el que se puede ver a la gente todos los días sentirse orgullosa de pagar sus impuestos, por el bien que pagarlos ofrece para todos. Parecen respetar la ley como las reglas positivas que fueron creadas para el bien común y generalmente confian en sus funcionarios electos, a quienes se considera que son gente honorable y decente que trabaja para el bien de todos.

Esto es algo bastante raro en nuestro planeta, y es alentador saber que hay sociedades reales en alguna parte, que están evolucionando a partir de valores y no actuando a partir de la avaricia, el miedo y el instinto.

Me parece que el resto de Europa y el resto del mundo, tienen miedo de mirar seriamente el “modelo escandinavo”, porque expondría mucho de lo aquello en lo que ellos han fallado, por lo tanto, sólo actúan como si los escandinavos no estuvieran allí. Pero aún así….allí están.

( Esta historia continuará…)